domingo, 30 de diciembre de 2012

San Silvestre Benidorm (30-12-12)


Terminando el año corriendo (Parte 2ª)”. Pues para acabar el año, en esta ocasión participé en la San Silvestre de Benidorm. Vaya por delante que si me inscribí en esta carrera fue porque a los socios del CAB nos iban a devolver el dinero de la inscripción, porque si no...(12 € para correr una San Silvestre, me parece más que excesivo, por muchos “regalos” que den en la bolsa del corredor). Con la intención de terminar el año en la mejor forma posible, me planteé la carrera igual que la San Silvestre de Altea: intentar dar lo máximo posible, aunque en esta ocasión sí llevaba cronómetro. 45m. antes de la salida ya estábamos recogiendo los dorsales (con el cual daban la camiseta técnica de regalo, de propaganda y a cada uno una diferente...) varios amigos y compañeros del CAB para compartir los minutos previos a la carrera (con las fotos de rigor). Batacazo!! estoy en la parra y se me olvidó el chip propio, y me tuvieron que cambiar el dorsal y asignarme uno nuevo (parezco nuevo...). Subsanados los errores, a calentar y a estirar. La mañana era perfecta para correr, ligeramente fresca a falta de salir del todo el sol, y sin una nube. El recorrido 6,3 Km a 2 vueltas exactamente iguales y llanas, que discurrían por el paseo de levante y por la Av.del mediterráneo: dos largas rectas que podían hacerse interminables.
          A las 10:30 y ya con óptima temperatura para correr, se dio la salida. Después de esquivar a varios corredores que se habían situado muy adelantados en la salida, pero que desde el principio llevaban un ritmo lentísimo (molestando a todos los que veníamos detrás), decidí acelerar un poco hasta tener campo abierto, y entonces estabilizar un poco el ritmo.  La carrera no tuvo mucho que contar: la primera vuelta la hice bastante rápido (demasiado...), con unos parciales de 4:00, 4:05, 4:12 en los tres primeros Km's. Casi finalizando la primera vuelta empecé a notar cómo se me cargaban la musculatura de la zona de las tibia, y empecé a acusar el alto ritmo que había llevado. El paso por la 1ª vuelta bastante rápido, mucha expectación de público y recibiendo los ánimos de conocidos y compañeros de club que colaboraban en la organización de la carrera; pero era consciente de que la 2ª iba a sufrir, y me iba a tocar aflojar un poco. La segunda vuelta, aflojé un poco, mitad por decisión mía y mitad por decisión de mis piernas que empezaban a desfallecer. Además, el calor ya hacía acto de presencia, y era un inconveniente más. El parcial de esta 2ª vuelta 4:25, 4:34 y 4:28. Los últimos 300 m. apreté lo que pude para entrar en meta y cerrar el 2012 a buen ritmo.  


Tiempo oficial: 26:51

Tiempo real:   26:48 (4:16 m/Km)

Puesto de llegada:  63  ( 225 entrados en meta)


         Tras la meta, devolví el chip y recogí la bolsa del corredor: agua, fruta, gorro de lana, zumos, lata de Burn, barrita energética, mini gofre de chocolate, bolígrafo y mini brick de caldo Aneto (clásico ya). Bastante nutrida la bolsa, que repito no justifica el alto precio. Creo que los organizadores de carreras deben empezar a plantearse seriamente el tema de los precios, porque aunque no dudo que sea costoso organizar una carrera, creo que se están incrementando los precios excesivamente (y como en este caso, con la justificación de que se da una gran bolsa del corredor).
         Respecto a la carrera, bastante justo de fuerzas al final, pero a muy buen ritmo medio. Sigo incómodo a ritmos tan altos, pero puedo con ellos durante varios Km's. Lo malo es que las piernas no dan para más y noto que se me cargan porque las llevo al límite; así que habrá que seguir entrenando. En líneas generales, muy contento porque, aunque con sufrimiento, me acerco a ritmos de carrera bastante buenos que hasta hace algunos meses ni podía imaginar. Ahora el objetivo es consolidar mi estado de forma y mejorarlo. Ese es el objetivo para 2013. Además y por encima de todo, terminar el año corriendo junto a compañeros y amigos, siempre es una satisfacción que espero poder repetir cada año.



 
 
 
 

miércoles, 26 de diciembre de 2012

San Silvestre Altea (26-12-12)


“Terminando el año corriendo (Parte 1ª)”. Como siempre, la mejor manera de terminar el año a nivel deportivo es participar en alguna de las tradicionales carreras de San Silvestre que se celebran por casi cualquier municipio. Este año la 1ª en la que participé fue, por segundo año consecutivo la de Altea: 3.9 Km a una única vuelta, circuito bastante completo (llano, bajadas, subidas, callejeo por el casco antiguo, etc.) y un precio más o menos asequible (5€). Mucho ambiente en la línea de salida, con un gran número de corredores disfrazados que daban color a la fría tarde. Junto a mis compañeros del CAB pasé los momentos previos (viaje hasta Altea, calentamiento, estiramiento, fotos, etc.), bastante amenos por cierto, mientras se acercaba el momento de la salida. Pocas expectativas para una carrera tan corta en la que lo normal es ir a tope, y además de lo poco cómodo que voy yo a velocidades altas, se suman los excesos de estas fechas navideñas. Como la idea era hacerlo lo mejor posible sin presión, decidí dejarme el cronómetro en casa y correr por sensaciones, sin obsesionarme con el ritmo. Destacar que normalmente las carreras de San Silvestre me las tomo como una pachanga, pero este año, quise aprovechar mi estado de forma para intentar apretar un poco y ver qué rendimiento podía dar (y amortizar los 5€...todo sea dicho)
           A las 19:30 se dio la salida, y debido a la estrechez de los primeros metros salí bastante rápido, con la intención regular una vez pasado el atasco. Y así lo hice, una vez conseguí espacio libre, amolde el ritmo a mis posibilidades. Los corredores me adelantaban como balas en el primer tramo de carrera, primero en bajada hasta la zona del espigón y luego llano hasta el puerto. Poco a destacar en este tramo: un corredor se cayó al tropezar con una mediana  debido a la oscuridad de esta zona; (pensé que se había “matado” del golpe que se dio), bajé el ritmo para retroceder para ayudarle, pero por detrás, varios corredores pararon, así que continué. Pese a que perdí un poco de ritmo, continué sin problemas, hasta quedar en tierra de nadie, a ritmo constante y bastante alto. De momento me encontraba bien, así que, a continuar. Poco a poco llegamos hasta el puerto, donde giramos a la derecha, para coger una subidita buena (ya conocida de otras carreras). Aquí el ritmo ya cambió, pero aún tenía fuerzas para continuar sin quedarme colgado a mitad de cuesta. Volviendo hacia el centro del municipio de nuevo recupero el ritmo máximo que podía llevar, ahora por una zona de subidas y bajadas, por estrechas calles hasta llegar a la 2ª subida fuerte del recorrido, de nuevo en el centro de Altea. Mucho público al inicio de esta subida, cosa que siempre se agradece. Ahora sí ya iba acusando el alto ritmo, y las fuerzas empezaban a flaquear; de todas formas, no quedaba mucho, así que había que echar el resto. Terminada la subida, ligera bajada, varios giros, una bajada corta pero intensa, y por fin el último giro a la derecha, en el que se veía la meta al fondo. Había ido casi al límite toda la carrera y llegaba medio muerto; en la recta final, apreté lo que pude, dejándome llevar por el ánimo y los aplausos del público. Miré el crono, y las previsiones más optimistas se habían cumplido.

Tiempo oficial: 16:42

Tiempo real:   16:40 (4:16 m/Km)

Puesto de llegada: 65 (228  entrados en meta)

          Después de cruzar la meta (y de poner buena cara para las fotos), me empecé a encontrar mal durante unos segundos: es lo que tiene ir a muerte y parar de golpe. Pasado un minuto, me recuperé sin problemas y continué hasta las zona donde se devolvía el chip y te entregaban la bolsa del corredor: camiseta técnica, agua, gominolas y coca cola.
          Respecto a la carrera, muy buena marca y muy buen ritmo de promedio, mejor incluso de lo que pensaba hacer, así que, muy contento. Eso sí, he ido a tope, y en algunos momentos iba sufriendo de lo lindo: no estoy acostumbrado a estos ritmos tan altos y me cuesta controlarlos y además notaba como las piernas se me cargaban mucho. Vamos, que no voy nada cómodo a estas velocidades. Pese a todo, me quedo con la lectura positiva de que puedo hacerlo. Es cuestión de entrenar, y mejorar. Y una cosa hay que tener clara: sin sufrimiento, no hay mejora.

 
 
 
 

domingo, 23 de diciembre de 2012

Media Maratón Aspe (23-12-12)


El último zarpazo del año”. Pues ahora sí, para terminar las tiradas largas del 2012, y buscando materializar las buenas sensaciones de los entrenamientos del último mes, y sobretodo de la carrera de la semana anterior en Marines, me apunté a la Media de Aspe para probar dónde está mi límite actualmente. Así que, junto a mis 4 compañeros del CAB Raúl, Jacinto, Javi y Antonio, nos plantamos en Aspe para echar la mañana, y en mi caso, para ver si podía bajar algo mi marca en media maratón. Las previsiones según los años anteriores eran de frío extremo, pero finalmente se quedó una mañana estupenda para correr. Con bastante tiempo de antelación ya habíamos recogido el dorsal, y después de un café, todos a prepararse para correr. Las fotos de rigor y a estirar y calentar un poco. Era la primera vez que corría en Aspe, y según me había comentado el circuito era a 3 vueltas (una de 3 Km, otra de 8 y otra de 10), con bastante callejeo y alguna que otra cuestecita. Así que por lo que parecía tampoco era la mejor carrera para hacer una buena marca. Pero bueno, había que intentarlo. Media hora antes del comienzo ya había un gran número de corredores en la zona de salida, tanto de la media Maratón como de la prueba de 11500 m. que se disputaba paralelamente. Gran ambiente, buena temperatura y muchas ganas de empezar a correr para ver si podía hacer una buena carrera.

A las 10:30 en punto, la salida y todos a correr. Los primeros metros con bastante aglomeración de gente, pero al ir ligeramente cuesta abajo no había muchos problemas. La primera vuelta corta la hice en compañía de Javi y de Jacinto, a un ritmo bastante rápido, recorriendo las calles de Aspe con algunas subidas y bajadas ligeras, para volver hacia la zona de salida e iniciar la 2ª vuelta. De momento llevábamos un ritmo alto, pero llevadero. Después de girar 180º en una rotonda iniciamos la 2ª vuelta, de nuevo con callejeo por el centro del municipio y ahora Javi tiraba de mí para ayudarme a hacer una buena marca. En ocasiones demasiados giros y cuestas para mi gusto, que hacían que no me encontrase cómodo del todo. Pese a esto, manteníamos un ritmo 4:30 m/Km que me motivaba para continuar, ya que eso significaba bajar mi marca bastante. Pasado el Km 5 el avituallamiento, que me vino de perlas para refrescarme. A partir del Km 6 salíamos hacia las afueras del municipio para rodear un polígono y enfilar definitivamente hacia las afueras, entre campos. Javi seguía tirando de mí, y se le veía sobradísimo, así que le digo varias veces que tire él que ya me apaño yo; pero nada, él sigue echándome un cable. Desde el Km 6,5 hasta el 8 más o menos era una subida suave pero continua que al final se hacía pesada. Seguíamos a un ritmo bastante alto y al llegar al punto más alto ya empecé a notar el cansancio y la fatiga de los Km's acumulados al ritmo que llevábamos (empezaba a tener claro que al paso por ese punto en la última vuelta iba a sufrir bastante). El Km 9 ligera bajada y del 10 a la zona de meta, ligera subida (donde se encontraba el avituallamiento). Ya quedaba la última vuelta. Evaluación de la situación: muchísimo esfuerzo, empezaba a estar tocado, pero de momento el ritmo era para acabar en 1:35. Así que como ya iba tocado, dejé que Javi se marchara y preferí regular y conservar algo de fuerzas para las cuestas del tramo final. La última vuelta era muy parecida a la 2º, aunque variando un poco el recorrido por las calles de Aspe (que al final se hacía cansino no poder llevar un ritmo constante), y añadiendo un rodeo de un par de Km's en la zona de subida por las afueras. Ya con las fuerzas justas y sin poder marcar un ritmo constante (ahora ya un poco más lento), recorrí la zona urbana del recorrido, el polígono y enfilé la ascensión hacia las afueras. Ahora sí, como había imaginado, la cuesta constante se me hizo eterna, y las fuerza ya ni aparecían. La única motivación era que si era capaz de aguantar aquel sufrimiento y no desfallecía mucho, podría conseguir bajar un poco mi marca. Puse velocidad constante (la que se podía...) y hasta arriba del todo. En la subida ya empezaron a adelantarme varios corredores, pero mi guerra era otra: era contra mí mismo. Después del interminable ascenso, una larga y suave bajada en la que ya tampoco podía apretar mucho, sólo lo justo para defenderme y no perder mucho tiempo (4:45 m/Km más o menos). Ya en el Km 20, saqué fuerzas de flaqueza y traté de sacar todo lo que llevaba dentro. Al paso por lo que en la 2ª vuelta era el Km 10, seguía estando el avituallamiento, así que cogí una botellita, me refresqué, y apreté todo lo que pude (que a esas alturas ya no era mucho). Último giro de 180º, y al fondo los arcos que marcaban la amplia y larga zona de meta: esto ya estaba hecho. A falta de 200 m. aproximadamente, Jacinto que venía un poco más rezagado se pone a mi altura, pero lleva un ritmo un poc  más vivo y no puedo seguirle. Daba igual, ya estaba todo el trabajo hecho, y después de todo el esfuerzo y sacrificio lo iba a conseguir.

 

Los últimos metros lo hice mirando el crono, fijando la mirada en la marca que iba a conseguir, mientras con el rabillo del ojo vigilaba que no me adelantase nadie para estropearme la foto; esa foto que buscaba hace un año

 

Tiempo oficial: 1:38:21

Tiempo real: 1:38:10   (4:39 m/Km  ¡¡¡ Well done!!! Conseguido!!!)

Puesto de llegada: 214 (588 entrados en meta)

 

Sí señor!!! El esfuerzo da sus resultados. Después de la meta, un paseito hasta donde se encontraba la zona de avituallamiento donde nos dieron la bolsa del corredor (camiseta técnica, agua, chocolatina, coca cola, aquarius, un Kg de uva y un paquete de magdalenas). Allí nos reunimos los compañeros de equipo para contar cada uno nuestra versión y experiencia propia de la carrera.  Aunque con más sufrimiento del esperado, finalmente he materializado mi estado de forma en una buena marca para cerrar el año. Así que muy contento por el resultado y por acercarme poco a poco a ritmos de carrera más rápidos. La carrera no fue nada cómoda, y no pasará por ser una de las que más he disfrutado, pero sí por el resultado conseguido. El recorrido, como bien me habían dicho, no era el más propicio para hacer marca, lo que me da ánimo para afrontar las Medias de Santa Pola y Orihuela, con un perfil más llevadero.

Ahora a disfrutar del resultado (que cuesta mucho conseguirlo) y a seguir machacando!!!

 




 
Fotos de Mariví

 
 

domingo, 16 de diciembre de 2012

15K Villa de Marines (16-12-12)


          Después de varias semanas en las que he machacado bastante en los entrenamientos, y aprovechando que las sensaciones son buenas, me apunté al 15k de Marines: pueblecito pequeño, cercano a Lliria del que no había oído hablar nunca. Pero bueno, la idea era tratar de dar lo máximo en carrera, con vistas a preparar bien las Medias de Santa Pola y Orihuela.
            A las 9:15 ya estaba pateando las calles del pueblo, desiertas y silenciosas salvo en la plaza donde se repartían los dorsales, donde se encontraban un grupo de runners recogiendo el dorsal, y poco más. La organización se veía más bien casera, con dos mesas de entrega de dorsales (uno par a los que pagaban en ese momento y otro para los inscritos a través de la web), y con la entrega de la camiseta conmemorativa de algodón. Como aspecto curioso: nos dieron 2 dorsales, por si uno lo queríamos llevar en la espalda. También había varias camillas con masajistas para después de la carrera. Poco más a destacar, salvo la conversación que mantuve con otro runner con el que coincidí  en el parking, y con el que pasé el rato hablando prácticamente hasta la salida. El día estaba nublado y era más bien fresco, aunque parecía que iba asalir el sol. El recorrido era a una sola vuelta, discurriendo en su mayoría por las afueras del núcleo urbano. A destacar un subida no muy pronunciada pero constante durante más o menos 3,5 Km's (entre el Km 3,5 y el 7).
            Pues nada, había llegado el momento de ver si las buenas sensaciones de los entrenamientos se materializaban en una carrera. Con algo de nervios por ver si sería capaz de cumplir con mis expectativas, me aproximé a la salida a esperar el pistoletazo junto a los cerca de 200 corredores que esperaban para salir corriendo. A las 10 en punto, se dio la salida y empezaba la batalla. Los primeros metros fueron un poco desconcertantes hasta que conseguí abrirme hueco hacia un lateral despejado para empezar a marcar mi propio ritmo. Los primeros 3 Km's eran de callejeo por el pueblo, todavía desierto a excepción de algunos vecinos que se asomaban para vernos pasar. Eso sí, de animar ni hablamos. Después de rodear casi todo el pueblo, y de cruzarlo de abajo a arriba, enfilamos hacia las afueras a través de una bajada hasta la carretera general. Hasta este momento, muy buen ritmo (más o menos a 4:25 de media) y preparado para la subida. Ya en las afueras, rodeado de campo, empecé a subir a muy buen ritmo, con muy buenas sensaciones y con ánimo de poder hacer una buena marca. La subida la hice acompañado por otros dos corredores, y pese a no ser muy pronunciada se me hizo larguísima. Pese a ello, seguí tirando sin perder ritmo. En el Km 5 el avituallamiento, en el que daban vasos con Powerade. Yo sólo agua, y a seguir. En la parte final de la subida, después de un tramo un poco más duro, empecé a pensar que en la bajada iba a tener que recuperar, porque el ritmo que llevaba me iba a pasar factura. Ya en el  Km 7, giramos a la izquierda y ahora el perfil era en pendiente descendente, lo que aproveche para recuperar un poco y hacer evaluación de carrera: había subido a muy buen ritmo, 4:31 de media hasta ese momento, pero me notaba las piernas muy cargadas y tenía miedo de pinchar. Además, hacía un tiempo fresco, y en algunos momentos eché de menos una camiseta debajo de la de tirantes. Entre el 7 y el 10, aproveché la bajada para seguir recuperando, y para continuar con un ritmo vivo sin llegar a forzar la máquina al máximo. Estos Km's ya los hice en solitario, aunque tenía a tiro a un grupo de corredores que iban intercambiándose posiciones entre ellos constantemente. Esta zona parecía que eran cotos de caza porque escuché algún que otro tiro de fondo. En el 10, avituallamiento y después, una subidita de unos 500 m. Pese a que no era ni muy larga ni muy pendiente, me hizo polvo: empezaba a pagar el esfuerzo del ritmo de la primera subida. Entre el Km 11 y el 12, sufrí un bajón anímico, ya que no conseguía recuperarme, no conseguía encontrar un ritmo cómodo, el ritmo ya no era vivo, el grupo de corredores que llevaba delante se alejaba cada vez más... vamos que empezaba a pensar que todo el esfuerzo y el trabajo que había hecho al principio iba a tirarlo a la basura en los últimos Km's. En este tramo me adelantó un grupo de unos 25 ciclistas que invadieron la calzada, y todo sea dicho, pasaron junto a nosotros sin contemplaciones, sin el más mínimo respeto por la carrera, como si sólo ellos tuvieran el privilegio de circular por allí. Habría que ver que pasa si un grupo de runners  invade de esa manera una carrera ciclista, si les iba a sentar bien o no. Ya en el Km 13, volvíamos a estar a mitad de la subida del principio, pero ahora en sentido descendente. En ese momento pensé en positivo (ya sólo quedan 2 KM), aproveché la bajada y vacié todo lo que llevaba dentro para recuperar un poco de tiempo y marcar un buen crono. Después de la larga recta bajando, recuperé las buenas sensaciones (aunque con bastante cansancio), y con buen ritmo incluso para continuar tirando en una última subida hacia la entrada del pueblo. En la última recta, de unos 500 m., ya se iba divisando al fondo la línea de meta y se apreciaba una multitud animando a los corredores en la llegada. Sin dejar de apretar ya todo lo que me quedaba, recorrí en solitario (como venía haciéndolo desde la mitad de la carrera) lo últimos metros.

 

Tiempo oficial: 1:07:30

Tiempo real: 1:07:20      (4:29 m/Km. Tiempazo!!!)

Puesto de llegada:  38!!!  (170 llegados a meta)

 

          Después de cruzar la meta, un voluntario de Protección civil nos indica  que teníamos agua (señalando una mesa solitaria  en mitad de un parquecito, con varias botellas encima) y masajes un poco más adelante. También había preparado un almuerzo, pero había que esperar hasta la finalización de la prueba y la entrega de trofeos. Muy pobre atención al corredor, bajo mi punto de vista, para una carrera que cuesta 10€: camiseta de algodón, sólo una botella de agua al finalizar (el powerade del Km5 hubiera venido muy bien ahora), y el almuerzo, al que no me quedé, está muy bien, pero obligas a la gente a quedarse hasta muy tarde allí para picar dos trozos de coca. Bueno, como es la 1ª edición, todo el mundo tiene derecho a segundas oportunidades; esperemos que se pueda mejorara todo esto.
          En cuanto a mis sensaciones de carrera, muy satisfecho con la marca, con el esfuerzo y con la manera de sobreponerme a los momentos duros. Me ha servido para reafirmar las buenas sensaciones de los entrenamientos de las últimas semanas y para demostrarme a mí mismo que si me esfuerzo, puedo mejorar un poco. Así que, vamos a ver hasta dónde llego...   



sábado, 27 de octubre de 2012

V Cursa Popular a la Vila (27-10-13)


Ruedas nuevas. Por primera vez he participado en la Cursa Popular de la Vila Joiosa (y mira que la tengo cerca…), ya que por diversos motivos nunca me ha caído bien en el calendario. En esta ocasión, ya con un poco de ritmo de entrenamiento, iba a ser mi estreno. Además, iba a estrenar mis nuevas Asics Cúmulus 14. Así que, con un estado de forma más o menos bueno y con ruedas nuevas, iba a intentar disfrutar y sufrir para conseguir un buen resultado. Tres cuartos de hora antes de la salida ya estaba junto con Jose en la zona de salida recogiendo el dorsal, donde coincidimos con los compañeros del club y otros amigos aficionados al running. El recorrido tenía 8600, a una vuelta, siendo casi todo el recorrido por la zona costera; alguna subida a mitad de recorrido, pero casi todo llano. La  temperatura era buena, pero con nubes y tan pronto pegaba el sol con dureza, que se nublaba y amenazaba lluvia. Así que, podía pasar cualquier cosa. Tras un calentamiento suave y los pertinentes estiramientos, nos hicimos la clásica foto de club y a coger posiciones en la salida. A las 5 en punto se dio la salida. Mi idea era apretar un poco en el primer Km, ya que durante los primeros 500 m. el carril era muy estrecho y no quería quedarme bloqueado. Así que, apreté y fui buscando huecos para no perder posiciones. La verdad es que pese a la estrechez, no hubo los típicos tampones de otras carreras. El primer Km totalmente recto a ritmo muy alto para mi (4 m/km), así que tocaba aflojar un poco. El cielo nublado empezó a soltar una ligera lluvia, muy fina que refrescaba y ayudaba a refrigerarnos. Entramos en el puerto, en un tramo en el que se circulaba en sentido de ida y vuelta, donde te cruzabas con el resto de corredores y aprovechabas para saludar y dar ánimos a los conocidos. Seguía muy buen ritmo, consciente de que aún quedaba mucho, pero iba a intentar arriesgar. Saliendo del puerto, a través de una ligera subida, llegamos hasta un paseo costero con unas bonitas vistas de rocas y mar, por el cual de nuevo se circulaba en sentido de ida y vuelta. Más o menos en el Km 3.5 se giraba para volver de nuevo al principio del paseo. La nube desapareció y el sol nos lo pudo un poco más difícil. Terminado el paseo, giro a la derecha para iniciar una fuerte subida hacia una urbanización y dejar momentáneamente atrás el mar. Sin dejar de subir, aunque con la pendiente más suavizada, serpenteamos entre las casas para llegar al punto más alto y girar a la izquierda en busca  de nuevo de la playa.  Hasta ese momento iba a buen ritmo (4:25 k/h de media) y muy concentrado, con la sensación de que iba a ser capaz de aguantar así toda la carrera. Pues nada más lejos de la realidad. A pocos metros del avituallamiento, noté una molestia leve en el gemelo derecho, que a los pocos metros se volvió un pinchazo, y que me hizo bajar el ritmo de manera considerable. Aproveché el avituallamiento para refrescarme, bajar un poco el ritmo y ver si el dolor se pasaba o al menos se podía soportar. Ahora la cuesta era hacia abajo e intenté recuperarme del dolor, pero a cada paso que daba aumentaba la sensación de que me iba a tener que parar. Así que, totalmente desmoralizado y desconcentrado por completo, continué corriendo, intentando buscar un gesto al correr que paliase el dolor, ya que pensaba que, por primera vez iba a abandonar una carrera. El paso por contra meta los hice en solitario, pero escuchando como se acercaban varios corredores por detrás. Aprovechando los ánimos del numeroso público que se congregaba en la zona de meta (y que ya animaba a los primero corredores que entraban en meta), apreté todo lo que pude para terminar lo mejor posible. Llegamos al cauce del Río Amadorio y recorrimos en sentido de ida y vuelta cerca de 300 m. por un caminito de tierra que dio algo de respiro a mi gemelo. De vuelta a la playa, ahora ya con mejores sensaciones eché el resto para completar esta carrera que por el sufrimiento se me había hecho interminable.

Tiempo oficial: 39:58
Tiempo real: 39:52  (a 4:37 Bastante mejor de lo esperado después del pinchazo en el gemelo)
Puesto de llegada: 66 (212 llegados a meta)


Tras cruzar la meta, recogimos la bolsa del corredor con agua fruta y camiseta conmemorativa (de algodón…se podían haber estirado un poco, porque con lo que valía la inscripción…). Sabor agridulce para una carrera en la que había conseguido llevar un buen ritmo, y pese al pinchazo en el gemelo había conseguido buena marca. Eso sí, un final sufridísimo. El estreno de mis nuevas zapatillas no ha estado mal, aunque tengo la sensación de que voy a poder sacarles más partido. Ahora, a descansar y a recuperarme, que la temporada es larga.

 


 

martes, 9 de octubre de 2012

Carrera popular 9 d'Octubre de Altea


“Mi carrera más clásica”. Pues sí, la Carrera Popular del 9 d'Octubre d'Altea es mi apuesta fija de todos los años desde que empecé a correr. Con mejores o peores resultados, más o menos sufrimiento, no he fallado a ninguna edición desde 2008, siendo la prueba en la que más veces he participado (5), y además, de manera consecutiva. Este año, además de no estar todo lo bien que me gustaría, venía de disputar dos días antes la Media Maratón de Alicante que había sido durísima, así que en esta ocasión iba a ser una trotadita suave para no forzar mucho. Además, iba a acompañar a mi hermano durante el recorrido, así que el plan era llevar un ritmo cómodo y constante todo el trayecto. Una hora antes ya estábamos en Altea Jose, El Guaje, mi hermano y yo, dispuestos a comernos el asfalto. Recogimos los dorsales, saludamos a los amigos y compañeros, nos hicimos las fotos de rigor y a calentar y a estirar un poco. Como siempre, muy buen ambiente en la línea de salida, con muchos corredores (pese a que este año, debido a la crisis nos ha tocado pagar la inscripción) y espectadores. La mañana iba a ser calurosa, ya que el sol ya empezaba a hacer acto de presencia. El recorrido el de las últimas ediciones: 8600 m., a una única vuelta, con trayecto por el paseo marítimo hasta El Albir, vuelta por el mismo paseo, subida hacia el centro del pueblo, rodeo por la parte alta y llegada a meta. Como siempre, lo más complicado las subidas que hay entre el Km5 y el km7. A las 10 en punto se dio, la salida, y comenzó el desfile de runners. Nuestra estrategia estaba más que clara, así que desde el principio, cogimos un ritmo cómodo y a disfrutar. Durante la zona del paseo marítimo íbamos a 5:05 m/km, y no paraba de adelantarnos gente. Nosotros a lo nuestro, ritmo constante. Cuando no te tomas una carrera con ánimo de disputarla al máximo te da tiempo para muchas cosas, como por ejemplo, no parar de hablar u observar el paisaje, el mar, la serra gelada, etc. que con el día soleado ofrecían unas vistas preciosas que en otras ocasiones ni me había parado a observar. Todo el recorrido del paseo marítimo, tanto en la ida como en la vuelta mantuvimos el ritmo cómodo (5 m/km), y ya poco a poco la carrera se estabilizaba y éramos nosotros los que empezábamos a adelantar a otros corredores (motivación extra). En el Km 5, como preludio del inicio de las cuestas, el avituallamiento para refrescarnos (bastante mal organizado, por cierto, ya que en él había un adulto y un niño, tratando de abastecer como podían a todos los corredores que íbamos pasando y que incluso tuvimos que ayudarles a abrir las cajas del agua porque no daban abasto). Bueno, refrigerados y a buen ritmo, nos lanzamos hacia arriba a por las cuestas: la primera larga y pronunciada, que si has llegado hasta allí dándolo todo, se puede atragantar. Con tranquilidad y algo de sufrimiento, poco a poco hasta arriba. Mi hermano ya empezaba a sudar goterones y a acusar el calor, pero ya estábamos terminando. Después de un tramo de subidas y bajadas suaves ya entrando de nuevo en Altea una gran multitud animando, en la cual estaba Pilar, Gema y mi pequeñín Nacho. Después de los saludos y los ánimos, segunda subida: un poco más corta, pero con un poco más de pendiente. Ésta ya picaba un poco más, pero al final, arriba con ella! Ya estaba casi todo el trabajo hecho. Ahora tocaba un largo descenso suave de 1 Km aproximadamente.  Mi hermano ya iba tocado, pero al ser bajada, tiré de él al máximo hasta sacarle la carbonilla. Durante todo la bajada aceleramos un poco el ritmo, y adelantamos a varios corredores (lo que da un plus extra de energía) hasta que nos reagrupamos con nuestros compañeros de viaje, Jose y El Guaje. Ahora ya, pasado el 8 sólo quedaba un breve llaneo por la zona del polideportivo para entrar de nuevo en el centro del municipio. Último giro, y al fondo ya la meta. Mi hermano ya va justísimo, pero le quedan fuerzas para un arreoncillo final y entrar en meta por debajo del tiempo que nos habíamos marcado como objetivo (45 m.). Últimos metros, y mi hermano me da las instrucciones que en su día le inculqué: Buena cara y sonrisa para la foto!!

Tiempo oficial: 44:51

Tiempo real: 44:39  (a 5:11 m/Km)

Puesto de llegada: 238  (380 entrados en meta)
 

Como es habitual, después de la meta, el típico avituallamiento y la bolsa del corredor (camiseta técnica, chocolatina y agua). Para mi esta carrera era más bien una pachanguilla (que no se interprete mal, no lo digo ni con desprecio ni fanfarronería: quiero decir que fui a correr suave y a disfrutar), después del palizón que me dí dos días antes en la media de Alicante. El principal objetivo era pasarlo bien y acompañar a mi hermano en su preparación a su 1ª Media Maratón. El tío ha bajado 8 m. la marca del año pasado. Así que, objetivo más que cumplido. El año que viene, volveremos!!  
 


 
 
                                     


 

 
Fotos de Calygat, Marivi y Juanan




domingo, 7 de octubre de 2012

Media Maratón Alicante (07-10-12)

"La conquista de Lucentum” Después de varios años intentando poder participar en la Media Maratón de Alicante, por fin ha llegado el día de poder quitarme la espinita. Además, voy como invitado gracias a David de Base Agir Sport. Este año han cambiado el recorrido, mucho más atractivo que en las ediciones anteriores (a una sola vuelta, recorriendo muchos puntos emblemáticos de la ciudad), pero bastante más duro, con fuertes desniveles y con subida constante en el último Km. Con muchas ganas de patear Alicante de Arriba a abajo, una hora antes de la salida ya estábamos en la zona de salida El Guaje y yo, recogiendo el dorsal, junto con el cual te daban la camiseta técnica conmemorativa de la prueba (muy chula por cierto). Muchísimo ambiente en la junto a la pista de Atletismo, con un gran número de runners calentando y estirando en las inmediaciones del estadio Rico Pérez. Previsiones de carrera: con un estado de forma un poco justo, ya que sólo había hecho dos tiradas largas, primera carrera seria de la temporada y perfil muy duro, creo no podía aspirar a mucho  más que terminar dignamente y a poder ser, sin sufrir. Dos alicientes para esta carrera: uno, la participación de el gran Chema Martínez y el segundo, el pistoletazo de salida a cargo de Katherine Switzer, primera mujer que corrió un maratón.

A las 9 menos 3 minutos se dio la salida (primera vez que veo que se adelanta una carrera...), y todos a desfilar. El primer km fue una vuelta alrededor del estadio Rico Pérez, para volver a pasar cerca de la línea de salida, esta vez en dirección al centro de la ciudad. Los primeros 4 Km fueron prácticamente de bajada (con algún llano), recorriendo avenidas principales de Alicante (Av. De la Estación, Plaza de los luceros, Av. Federico Soto), las cuales resultaba muy chocante ver sin el habitual y característico tráfico,  hasta llegar al puerto. Hasta este momento iba muy cómodo (todo bajada y llano...), intentando contenerme para reservar fuerzas para lo que nos íbamos a encontrar más adelante (pese a todo a 4:30 m/km las bajadas y 4:45 m/km en el llano). Poco más a destacar en estos primeros Km's: las calles desiertas de gente, ni un solo aplauso...Pero bueno, es lo que hay. Ya en la zona más baja de la carrera, a nivel del mar, recorrimos unos 300 m. en dirección Santa Pola, para luego girar 180º y recorrer toda la Av. del puerto de punta a punta,  en dirección hacia la playa del Postiguet. En este tramo llano, bajé un poco la intensidad (4:45 m/km ritmo constante) a fin de conservar energía para lo que se me venía encima. Después del km 5, el avituallamiento, justo antes de comenzar la 1ª de las subidas de la carrera: aproximadamente 1500 m. de subida constante hacia las afueras de Alicante por la Av. de Denia, entre el Km 6 y el 7,5. Justo al final de la subida, a la salida del túnel había un grupo de espectadores entre los que se encontraba el gran Cayu, dando ánimos en este duro tramo de la carrera (prácticamente el único punto de ambiente y ánimos hasta el momento).  Ahora tocaba bajada para recuperar un poco el aliento. Los siguientes 2 Kms fueron todo bajada y llano para buscar de nuevo la costa. Poco a poco el calor ya iba dejando su marca, y nos ponía a prueba. Antes del avituallamiento del Km 10, un repechito intenso nos volvía a poner a prueba. El agua refrescante, de perlas!! Ahora tocaba una larga y suave bajada y llano en línea recta de unos 2 Km's. Pues nada, ritmo cómodo, con el sol ya arreciando, y el cansancio de los Km's en las piernas. Mis sensaciones eran buenas, seguí a buen ritmo, pero ahora quedaba lo más duro, así que no merecía la pena arriesgar. Así que con comodidad recorrí la monótona recta (sin un alma animando...), para llegar al punto donde habíamos comenzado la primera ascensión fuerte. Aquí venía otro punto duro: giramos a la derecha por el mismo camino de hacía unos Km's, pero enseguida  giramos a la izquierda para coger la Av. Vázquez de Mella, con un fuerte desnivel que te dejaba clavado en el asfalto. A mitad de subida, de nuevo Cayu animando con fuerza, lo cual se agradecía enormemente (aunque no pude ni reaccionar para agradecérselo). Unos metros de falso llano, y enlazamos con otra subida a las faldas del Castillo de Santa Bárbara, que por supuesto no pude ni ver. Superada la subida, ahora tocaba  bajada larga hasta la Rambla Méndez Núñez. Ya las fuerzas estaban justas, sobre todo después de esta última subida, y aunque seguía a buen ritmo, estaba empezando a acusar ya los repechos. Ahora el recorrido discurrió totalmente por el centro de la ciudad, y si bien íbamos a estar resguardados del sol, ahora tocaba sufrir la monotonía de recorrer calles en sentido de ida y vuelta, o subidas y bajadas por calles paralelas. Es cierto que recorrimos puntos emblemático de Alicante, pero se hacía cansino y daba la sensación de no avanzar, por lo menos a mí. Así que, Rambla Méndez Núñez hacia abajo, rodeo por la plaza del ayuntamiento, Rambla Méndez Núñez hacia arriba, plaza de toros, mercado, c/ del teatro, Av. Federico Soto hacia arriba, plaza de los luceros,  Av. Federico Soto hacia abajo y subida por la calle paralela hasta Av. Maisonave. Todo este trayecto se me hizo eterno, poquísimo público, y además, apático con la carrera: ni un aplauso, ni un ánimo, y a veces, ni mirarnos. Sólo en la plaza de los luceros había algo de color.  Ahora sí, el cansancio ya era evidente, y las fuerzas estaban justas...y aún quedaba lo peor: subida desde Maisonave, Av. De la estación, y de ahí, por el mismo camino que habíamos bajado al inicio de la carrera, hasta la pista de atletismo en una subida constante, para rematar la faena. Con las fuerzas justas, con un calor abrasador, eché el resto y recorrí los últimos km's tratando de no perder mucho tiempo. Últimos metros y ahora sí, a medida que nos acercábamos a la pista, donde estaba ubicada la meta, iba aumentando el público, el ambiente y los ánimos. Ya en la pista, casi un giro completo al tartán para completar los 21, 097 metros, ya con el último aliento.

 

 

Tiempo oficial: 1:44:46

Tiempo real:   1:44:19 (a 4:57 m/Km)

Puesto de llegada: 411 ( 1186 entrados en meta)

 

Justamente tras cruzar la meta (con un arco bastante pequeño por cierto), las Belleas del foc nos dieron la medalla de finisher, y después la bolsa del corredor: bandolera deportiva, agua, pastelito, etc. y después, un gran espacio con stands promocionales (agua, coca cola, aquarius, chocolatinas, dulces,  ofertas deportivas de Base, etc.) con mucho ambiente y muchos productos.

En cuanto a la carrera, como era previsto muy,  muy dura, aunque con el aliciente de recorrer todos los rincones emblemáticos de Alicante. Sorprendido negativamente por el poco apoyo de los ciudadanos con el evento, vista la poca expectación durante el recorrido. En cuanto mi participación, buenas sensaciones con un buen tiempo para el momento de la temporada en el que estamos y para la poca preparación que llevo. Para ser la 1ª de la temporada y siendo tan dura, me llevo un buen sabor de boca. Y para rematar la faena, fotos para el recuerdo con Chema Martínez y Katherine Switzer: increíble recuerdo.

Agradecimientos especiales a David y Base Agir Sport por la invitación a la carrera, y a Cayu y familia por los ánimos recibidos (prácticamente los únicos en toda la carrera). Por cierto, El Guaje, 1º de su categoría, qué fenómeno.

A continuar con la batalla.

 







 Fotos de Información, Maratonianos.com y de Mariví.
 
 

miércoles, 3 de octubre de 2012

Próximas carreras

Pues parece que la temporada ya va arrancando y la cosa se pone seria. Así que, ya tengo varias carreras marcadas en rojo. Los próximos objetivos, salvo contratiempo, serán:

Media Maratón de Alicante (07-10-12)
Carrera popular 9 d'Octubre de Altea (09-10-12)
XVIII Gran Fons Vila de Paterna (14-10-2012)
X millas de l'Alfàs del Pi (04-11-12)
Media Maratón Benidorm (24-11-12)

De momento sin esperar buenas marcas, pero sí espero al menos encontrar buenas sensaciones.

sábado, 8 de septiembre de 2012

Cross Iberia Village (08-09-12)


Comienza la temporada 12/13. Pues sí, por fin comenzamos la nueva temporada!  O lo que es lo mismo: reencuentro con compañeros y amigos, nuevos retos, nuevos objetivos, nuevos horizontes y nuevas historias para mi blog. La 1ª carrera del calendario, El I Cross Iberia Village: una carrera organizada por el sindicato de Policía Nacional, que discurría por la zona de Iberia (de ahí el nombre del cross), dentro del parque temático Terra Mítica, en Benidorm. La carrera no es que fuera muy atractiva a priori, pero al ser aquí en casa, ser la 1ª edición, estar supervisada por compañeros del Club y las ganas de empezar ya la temporada, hizo que me decidiese a participar. Esta ha sido la primera semana que he conseguido programar los entrenamientos, así que el estado de forma en el que estoy no es muy bueno (aunque aceptable para una carrerita), por lo que la idea era hacer lo que se pudiera. Media hora antes de empezar ya estaba recogiendo mi dorsal y haciendo piña con los compañeros del club y con otros amigos y conocidos que también  empezaban la temporada con esta carrera. No tenía mucha información del recorrido, tan solo que eran 6 km, varias vueltas a un circuito y que discurría por el interior de la zona de Iberia, dentro del parque Terra Mítica, y por alguna vía de servicio del propio parque. Después de un calentamiento que sirvió para reconocer un poco el recorrido (donde ya identificamos una subida bastante pronunciada), algunos estiramientos, las fotos de rigor y a prepararse para la salida. La tarde era soleada y calurosa, buen ambiente en la salida (destacar que, al ser en la zona de Terra Mítica, sólo hay acompañantes de los corredores que se han acercado a dar ánimos, y también los participantes en las carreras infantiles), con alrededor de 200 participantes. A las 7 en punto como estaba previsto, se dio la salida, y nos dirigimos por una vía externa del parque hacia la parte más alta del mismo a través de una cuestecilla de unos 600 m. La idea era empezar con tranquilidad, ya que no sabíamos muy bien cómo iba a ser el perfil de la carrera. Pues nada, hacia arriba!! Desde el principio fui junto a mi compañero de club Jacinto, y poco a poco fuimos abriéndonos paso entre los runners, recorriendo los  primeros metros del recorrido. A mitas de la subida, un xirimitero amenizando sin parar a los corredores. Al final de la subida, se giraba 180º justo bajo la montaña rusa más grande del parque y se volvía por el mismo camino en sentido inverso, así que pronto pasaron en contradirección los primeros. Saludando a conocidos y compañeros de club llegamos al giro, donde ya había voluntarios dando agua: giramos y hacia abajo, hacia la zona de salida. Ahora íbamos nosotros en contradirección y saludábamos y animábamos a los que aún iban subiendo. Después de la bajada, a la altura de la zona de salida, entramos en la zona de Iberia a través de una curva bastante cerrada que había que coger con cuidado. Aquí ya había público y compañeros del club que estaban colaborando como voluntarios que animaban a nuestro paso. El paso por la zona de Iberia con bastante breve, prácticamente testimonial, con algunas curvas de 90º y pasando al lado del lago situado en el centro de Terra Mítica, tras el cual se ascendía un poco, se giraba a la izquierda, y se salía del Parque. Tras un tramo horrible de unos 100 m. vallados en los que había que zigzaguear por una zona de tierra, salimos del parque para llegar de nuevo a la 1ª cuesta. Hasta aquí, casi fue imposible mantener un ritmo constante debido a lo irregular del perfil: subidas, bajadas, curvas cerradas y sobretodo el  tortuoso zigzagueo. Pese a ello, el ritmo que llevábamos era bastante bueno, entorno a 4:40 m/Km, que no estaba mal para la dureza del recorrido. Pues nada, a por la segunda vuelta. Todavía seguía con mi compañero de batalla, y si bien hasta ahora íbamos hablando brevemente y comentando la carrera, en esta 2ª vuelta, ya la conversación la dejamos para después. Ahora volvíamos a subir y los ánimos a los compañeros que ya bajaban eran sólo saludar con la mano y punto. Pese a todo, llegamos al giro a muy buen ritmo, y nos lanzamos a por la bajada. Las sensaciones eran bastante buenas y aproveché la bajada para acelerar un poco. Una vez en Iberia, ya conociendo el circuito, marqué un ritmo más vivo, hasta que llegué al tramo vallado, en el cual intenté perder el menor tiempo posible. Esta vuelta me salió a 4:34 m/Km. De nuevo en la subida (por tercera vez!!), eché ya toda la alegría que me quedaba para  subir lo antes posible, ya que se hacía muy pesada. Y la bajada, a tope, con todo lo que daban las piernas. Eso sí, ya se notaba el cansancio, la falta de entrenamiento y el bajo estado de forma. Bueno, últimos metros, y además en bajada, que más se podía pedir. Ya en el llano a pocos metros de la meta, la gente, los amigos y compañeros animaban y aplaudían, y tras 4 giros matadores, al fin la meta.

 Tiempo oficial:    26:14
 Tiempo real:       26:09  (a 4:35 m/Km, sobre 5,700 m.)
  Puesto de llegada:  78 (185 entrados en meta)

 

Tras la meta, amplia zona de avituallamiento, con agua, fruta y refrescos, donde además se recogía la bolsa del corredor, con camiseta técnica, y regalos publicitarios de Terra Mítica.

Muy buenas sensaciones en un recorrido bastante duro, pero bastante entretenido. Eso sí, se me hizo eterno el repetir el recorrido, dos veces y media, y bastante desangelado debido a la ausencia de público en la mayoría del mismo. Destacar que mi GPS marcó 5.700 m., algo menors de lo marcado realmente. Lo más importante, las buenísimas sensaciones que he tenido y el reencuentro con mis runners. Ya ha empezado la temporada…

 



 
Fotos de Maratonianos.com; Alberto el sombrilla Km's x hacer y tragamillas
 
 
 

viernes, 3 de agosto de 2012

Carrera Popular Godelleta (03-08-2012)


Pretemporada 12/13: continuando la puesta a punto. Por segundo año consecutivo, me he apuntado a esta carrerita (una de las pocas gratuitas que se encuentran por la comunidad, todo sea dicho). A diferencia del año pasado, éste ya sé dónde me meto: carrera dura, con muchas subidas, algunas de ellas largas, que a estas alturas del año, por el estado de forma y el calor, se atraganta un poco. Ese el el reto y la motivación, correrla de tu a tu. Además, conocer un recorrido con tantas cuestas como este, ayuda mucho. La tarde era muy calurosa, con un sol imperial que, con total seguridad, iba a ponernos a prueba durante la carrera. El recorrido, básicamente el del año pasado: una vuelta corta de 1,200 m. aproximadamente por el centro del municipio (este año la salida se realizó desde el mismo lugar, pero en sentido contrario, y variando un poco el recorrido de esta primera vuelta), y luego una vuelta larga, por las afueras (la parte final de esta vuelta también añadió un recorrido por el centro del municipio). El año pasado anunciaron que la carrera tenía 11 Km, y finalmente fueron 9; este año anunciaban de nuevo 11, y parecía que con las modificaciones del recorrido se cumpliría la distancia. Al igual que el año pasado, un gran ambiente en la plaza donde se ubicaba la salida, con carreras infantiles en los momentos previos a la carrera.  Para evitar el sufrimiento de la falta de agua del año pasado, me llevé una botellita desde la salida para aguantar mejor el calor. A las 19:00 en punto dio comienzo la salida, y los cerca de 500 runners empezamos a tomar las calles. La vuelta corta, con calma, y prácticamente encajonado entre la multitud. En el primer paso por meta, muchísimo público congregado para animar a los corredores. Levanté la mano hacia donde estaba Gema, por si podía hacerme alguna foto, y a a continuar. Ahora empezaba la subida: prácticamente hasta el Km 4 el perfil era ascendente, a excepción de un par de falsos llanos y un par de bajadas cortas. Además, el sol pegaba de frente, lo que hacía más duro el camino. Con un buen ritmo, constante y bastante conservador, fui devorando los metros en la ascensión, en la que poco a poco iba adelantando a bastantes corredores que empezaban a acusar el esfuerzo. Cerca del Km 4, una bajada pronunciada, a la que seguía una  subida más pronunciada aún; hasta aquí el tramo más duro de la carrera, el cual había superado con muy buenas sensaciones, aunque con un ritmo conservador y cómodo. A partir de este punto, la ruta se volvía descendente, aunque con alguna subidita suave intercalada, y ya regresando de nuevo hacia Godelleta. El avituallamiento fue un gran alivio, tanto para refrescarnos como para la hidratación, que ya estaba llegando a la reserva. Superado el ecuador, y visto que me encontraba bastante bien empecé a aumentar el ritmo a cada Km, manteniendo muy buena media en los Km's siguientes (4:30 m/Km más o menos). Pasado el Km7, un punto de refresco, con pulverizador de agua y esponjas, que la verdad venían estupendamente. Ya estaba prácticamente llegando al municipio de nuevo, con buenas sensaciones, adelantando a varios runners y con buen promedio de tiempo. En el 9, una bajada larga y pronunciada  que nos llevaba a una subida bastante dura que hacía que se te pegasen las zapatillas al asfalto. Tras la ascensión bajadita suave para entrar de nuevo en Godelleta, donde ya había público animando. Ahora sí, tocaba echar el resto durante la vuelta que quedaba por el municipio, por cierto con varias cuestas de última hora que picaban bastante. A medida que me acercaba a la meta, aumentaba el público y los ánimos, lo que se agradece en los metros finales de estas carreras. Por fin, la recta final, por la cual habíamos iniciado la carrera, llena  de gente a ambos lados, en la cual eché el resto para no ser alcanzado y salir mejor en la foto (estas son las aspiraciones de los que no damos para más...). A pesar del sufrimiento, del calor, de las cuestas...muy buenas sensaciones. Así que, buena cara para la foto.

 

            Tiempo oficial: 48:43

            Tiempo real: 48:28 (Al final en mi Gps 10,1 Km , así que a 4:48 m/Km)

            Puesto de llegada:  166 (463 entrados en meta)

 

            Después de la carrera, agua, coca cola, fruta y la camiseta conmemorativa. La verdad es que me he encontrado bastante bien durante la carrera y las fuerzas y los músculos me han respondido a la perfección. He terminado con el mismo ritmo de promedio que el año pasado, aunque con un Km más (siguen si ser 11...a ver si el año que viene acertamos). Me gusta esta carrerita, es dura, pero llevadera. 

            Cabe destacar que la meta queda algo confusa ya que, desde el arco de meta (que es también el de salida), hasta el puesto donde te toman el tiempo (vía código de barras situado en el dorsal), hay algunos metros, en los cuales los corredores se paran a saludar a amigos y familiares, no saben si tienen que seguir corriendo hasta el puesto, se para a recuperar el aliento, etc. Debería estar algo más claro, porque el que se despista y se para, pierde mucho tiempo real de carrera si ya que sí que hay otros corredores que son conocedores de la llegada y continúan corriendo hasta la meta, adelantando a otros corredores.

            Ahora, a seguir preparando la temporada.

 




 
Fotos de Gema



viernes, 13 de julio de 2012

My running life: temporada 11/12 Highlights

La temporada 11/12 ha llegado a su fin, y como siempre, es el momento de hacer balance. Si bien no ha sido precisamente la más numerosa en cuanto a número de carreras, sí lo ha sido en cuanto a éxitos personales:

-Conseguí hacer mi mejor marca en Media Maratón, en Cheste (01:39:17)
-Viví la increíble experiencia de la Behobia-San Sebastian, corriendo junto a 20.000 corredores y animado por más de 65.000 personas
-Conseguí hacer realidad mi sueño de terminar mi primer Maratón (Valencia, 27-11-11), en 03:57:00 con muy buenas sensaciones
-He "enganchado" a mi hermano al mundo del Running, y poco a poco, le veo despegar con muy buen ritmo
-Y por último, se ha cumplido mi segundo gran sueño: terminar una carrera con mi hijo


Todos estos momento, y otros muchos se recogen en este vídeo resumen de la temporada. Una gran temporada, sí señor. La mejor. Pero...se puede superar? Por lo menos lo voy a intentar.

sábado, 7 de julio de 2012

XX Legua Urbana Ciutat de Torrent (07-07-12)


Pretemporada 12/13: calentando motores. Casi sin tiempo para cerrar la temporada, ya estamos metidos de lleno en la siguiente. Esto es un no parar. Este año, la carrera elegida para romper el hielo es la XX Legua Urbana Ciutat de Torrent. Como más bien era un excusa para matar el gusanillo, tampoco importaba mucho la baja forma física, ni el calor de esta época del año. Antes de la carrera, disfruté de unos minutos de calentamiento y estiramientos con mi sobrino Dani (lo que me ha costado conseguirlo!!). Además, habíamos pactado que correría conmigo los últimos metros de la carrera para entrar juntos a la meta. Pues nada, a las 19:45  ya estaba en la zona de salida/meta, calentando y preparándome para correr. Muy buen ambiente en esta carrera, con un gran número de corredores y de espectadores, con un speaker que alentaba el buen ambiente. Tarde típica veraniega (soleada y calurosa) para completar los 5572,7 m. de la Legua. El recorrido discurría en su totalidad por la Avenida, teniendo que dar una vuelta corta (totalmente llana) y otra larga (con subida y bajada). En esta ocasión, tenía un excepcional grupo de  fans-seguidores (Gema, mis suegros, mis sobrinos Dani y Edu, y mi pequeñín Nacho). A las 8 en punto, la salida, con traca incluida. La primera vuelta me la tomé con calma: poco entrenamiento, calor y subida en la segunda vuelta, así que había que conservar. Además, esta distancia no la tengo muy controlada y corría el riesgo de salir lanzado y pagarlo al final. Así que, me adelantaron muchísimos corredores. Un poco antes del primer paso por meta, saludo a la familia, posé para la foto y a por la segunda vuelta. Hasta ese momento, iba un poco incómodo porque el gran número de corredores no me dejaba coger mi ritmo. Poco a poco, se iba abriendo la carrera y empecé a marcar un ritmito vivo. Cuando la Avenida empezaba a picar hacia arriba, me uní a un grupo de tres corredores, con los que  compartí varios cientos de metros, hasta que la pendiente ya aumentó un poco más. Ahí, hacia el Km 3 empecé a encontrarme realmente bien, y pese a que sabía que debía conservar, empecé a apretar en la subida, adelantando a un gran número de corredores. Llegué al giro, y me tiré a tumba abierta ahora con la pendiente a mi favor, si para de adelantar. Cada vez iba quedado menos y las fuerzas me respondían. En ambos lados de la avenida, numeroso público animando, lo que daba un puntito extra de energía. Ya casi en el llano, continué con el mismo ritmo que llevaba en la bajada (4:15/20 más o menos), y decidí echar el resto hasta la meta. A falta de menos de un Km, las fuerzas ya iban justas, pero mantenía un muy buen ritmo para la preparación que tenía, y continuaba adelantando gente. Eso sí, ahora ya iba justito. Al paso por contra meta, veo a la familia, levanté como pude para saludar y apreté al máximo hasta el giro. A falta de 300 m., bajé el ritmo y me situé a la derecha para recoger a mi sobrinito, que ya estaba con la sonrisa de oreja a oreja preparado para salir corriendo. El tío, ni esperó a que llegara a su altura, salió corriendo hacia mí, hasta que me alcanzó, y juntos recorrimos los últimos 100 m., hasta la meta. ………¡¡Tío Alex!!! Campeooooones, campeooooones, oe, oe, oe!!! Momento emotivo donde los haya

 

            Tiempo oficial: 26:16

            Tiempo real: 26:07 (a 4:40 m/Km)

            Puesto de llegada:  172 (391 entrados en meta)

 

Después de la carrera, devolvimos el chip, nos dieron una bolsa con fruta, agua y aquarius (Cocacol, según mi sobrino...). Muy buenas sensaciones, ya que pensaba que me iba a costar más, y también que se me iba a hacer más largo correr arriba y abajo por una avenida en línea recta. Pues no, bastante mejor de lo que me imaginaba. Empieza bien la temporada, sí señor.

 




 
Fotos de Gema y de las Provincias